HACIA UNA IZQUIERDA CÍVICA

...este planteamiento, que definimos como Izquierda Cívica, constituye el núcleo del discurso político de Ciutadans y recoge el valor humanista del liberalismo político y la sensibilidad social del socialismo democrático. Es un proyecto liberal, porque se orienta a la libertad de los ciudadanos para ser y para elegir los términos de su proyecto vital. Es un proyecto que se sitúa a la izquierda, porque no concibe una libertad efectiva sin justicia social y sin igualdad real de oportunidades para todos...

jueves, 9 de abril de 2009

¿CAFÉ PARA TODOS? ¡PUES CLARO!

Hay una expresión que suelen utilizar los nacionalistas. La del "café para todos". Y claro, como todo nacionalismo es excluyente, lo hacen para oponerse al reparto igualitario, independientemente de donde viva cada uno. Por todos es sabido que ellos cambian lo del "café para todos" por lo de "café para los míos".

Lo del "café para los míos" lo vemos descaradamente en el trato que da el Govern a determinadas asociaciones. Por ejemplo, que se considere a Òmnium Cultural una ONG a subvencionar por su función social: boicotear empresas que no etiquetan en la lengua del "Trimperio" o promover actos de desacato contra instituciones democráticamente constituidas.

En realidad, estoy escribiendo sobre esto porque acabo de leer un titular sobre Artur Mas. No he leído más que el titular porque es la misma cancioncita de siempre. Es el desvergonzado victimismo -o la tremendísima jeta- de aquel que lo que quiere es pisar a los demás. Pero bueno, es sabido que Artur Mas representa a la derecha más reaccionaria.

¿Café para todos? ¡Pues claro! Los recursos hay que repartirlos para que todas las personas tengan acceso a ellos. De lo que se trata es de establecer prioridades para, en función de los recursos de los que se dispone, hacer que la sociedad pueda progresar de forma armónica sin que ninguna persona se quede atrás por las desigualdades de origen. ¡No de establecer privilegios! A mi me es indiferente que un pobre sea catalán o extremeño. Hay que garantizar la igualdad de oportunidades de la gente, independientemente de donde viva.

¿Y cual es la diferencia entre Artur Mas y Montilla? El flequillo. Y con Zapatero, además, las cejas.

Salud!

1 comentario:

Rafael del Barco Carreras dijo...

ARTUR MAS



Rafael del Barco Carreras



Mayo 2009. Descubrí el personaje por casualidad. Otra de las viejas noticias, 1988. Pegada a una de las miles de Mario Conde refiriéndose a Javier de la Rosa. Firmada por Feliciano Baratech de La Vanguardia, el principal creador mediático del “ingeniero y genio de las finanzas” y “empresario modelo”. A sueldo, y de su corte en las inagotables veladas cocteleras en el Ideal. Ver “Barcelona, 30 años de corrupción” en www.lagrancorrupcion.com y la noticia en www.lagrancorrupcion.blogspot.com

Una pequeña nota de prensa para quien ahora podría según las encuestas desbancar a los socialistas barceloneses, y asociados progresistas. El dato no es desconocido, de hecho sale en cada una de las campañas electorales. Un paréntesis en su vida política. Se quiebra, y de nuevo a la Política. 8.445 millones de pesetas a cargo del clan Prenafeta. Por lo demás todos los detractores del pujolismo afirman que alcanzó la primogenitura “a dedo” por exclusión de los demás, enfangados, por su depurada elocuencia “nacionalista”, trazada sonrisa y perfecto peinado.

Al electorado catalán lo de las quiebras, o sea, la GRAN CORRUPCIÓN, no le afecta demasiado. Se vota por sentimientos, y si alguno, o todos, se aprovechan, quizá se parte de la idea que todos haríamos lo mismo, y mejor “uno de los nuestros”. Aquí en Cataluña, la Política la monopoliza la NACIÓ, o ese Socialismo Progresista, creador de subvenciones, sueldos y negocios a gran escala. Y la Mayoría a la que solo le preocupa el “día a día”… y ahora está muy preocupada… votará, si vota, con la ilusión que las cosas no empeoren, que la Crisis (léase la desaforada ambición y corrupción de políticos, banqueros o “caixes” e inmobiliario-constructores) no acabe con la mejor de las Cataluñas de todos los siglos, ya en declive, aunque pujante en narcotráfico y economía sumergida, y creada con el sudor de infinidad de frentes.

Se votará a Más, el Pujolismo, o a los de Narcís Serra, que ahora reordena a marchas forzadas ese Grupo Financiero Empresarial Socialista en torno a la Caixa de Cataluña, para que las próximas fusiones entre caixas dispare las menos suciedades posibles, y así, en este preciso momento su caixa contrata a comprometidos empleados y ejecutivos de sus muchas sociedades participadas o filiales, a la par que prejubilan o incentivan despidos encubiertos.

Es evidente que esto merece un vuelco, que vuelvan a forrarse los pujolistas con su gran experiencia en “crisis empresariales y financieras”, que echen a personajes como Serra… aunque le sustituya uno de los hijos de Pujol… no hay MÁS…